sábado, abril 28, 2007

Sunshine - review

El error es mio. Pensé que, a pesar de parecer la típica película sobre la humanidad enviando a un puñado de elegidos para salvar el mundo, Sunshine iba a ofrecer algo diferente por tener a Danny Boyle detrás de las cámaras. Es probable que no a todos les gusten las películas de este inglés, pero nadie puede negar de que el tipo experimenta, a veces con resultados notables (Trainspotting) y otras no tanto (A Life Less Ordinary). Yo soy uno de los que encontraron La Playa una excelente película y que quería ver que surgía de la nueva empresa entre Boyle y su ahora chico regalon Cillian Murphy: una película completamente predecible, aburrida e innecesaria, por lo que los spoilers que van a aparecer a continuación no lo son tanto, basta haber visto un par de cintas similares y tener algo de memoria.
En esta versión es el Sol el que se está apagando, por lo tanto, en el último esfuerzo de la raza humana para no morir congelada, un grupo de especialistas es enviado a la estrella madre para reactivarla con una mega bomba nuclear. Cada uno tiene un rol que desempeñar: está el tipo militar (Chris Evans, ya acostumbrado al fuego) que busca cumplir los objetivos cuesten lo que cuesten, el físico (Murphy) que es el UNICO capaz de apretar el boton de la manera correcta para que las bombas exploten, el piloto (Hiroyuki Sanada) que debe morir en la forma mas altruista posible los primeros minutos de la cinta, y dos mujeres que son relegadas a papeles un tanto machistas: una encargada del jardin al interior de la nave (Michelle Yeoh) y la otra, bueno, la otra sin ninguna función clara más que verse linda (Rose Byrne).
Pero como está Murphy en la nave, su ley aplica y lo que puede salir mal, sale mal. Errores de cálculos y otras vainas generan un quiebre en la película y la inclinan hacia La Nave de la Muerte... con un Freddy Krugger del espacio y todo.
En resumen, nada nuevo: el mundo está en peligro por razones naturales (The Core), se arma un equipo con diferentes especialidades (Sphere) que debe reemplazar al equipo que se envió tiempo antes pero con el que se perdió todo contacto (Mission to Mars), el que finalmente es encontrado y una fuerza extraña se apodera de la nave (Event Horizon) terminando uno a uno con la vida de casi todos los protagonistas (Red Planet) y dejando finalmente a los pocos sobrevivientes con la misión de cumplir el objetivo acosta de sus propias vidas (Armaggedon). Incluso si cambiamos el Sol por Jupiter, Sunshine es casi el remake de 2010.
Aun asi, la primera hora funciona lo suficiente para mantener la atención en la pantalla, en parte gracias a solidas actuaciones, un CGI bastante decente y una tensión subyacente que amenaza con aparecer, además de un soundtrack digital muy potable. El problema es cuando la nave entra a la constelacion donde se acaban las ideas y es necesario recurrir a cliches y lugares comunes que desvanecen completamente lo logrado con el primer acto, convirtiendo el total en algo totalmente olvidable.

6 Comments:

Blogger Lila said...

la quiero ver!!!!!!!
no se me tinca mucho
ya poh
saludos
Lila

9:39 a.m.  
Blogger Sebastián Landázuri said...

Cresta, ¿le creo a usted o a los de Sobras?

5:55 p.m.  
Blogger Joaco Urrutia said...

Yo la quiero ver si o si
Danny Boyle es uno de mis cinestas favoritos

La veo y comento

6:28 p.m.  
Blogger maks said...

Estimados, bienvenidos al blog. No le crean a nadie, solo a ustedes mismos. Veanla y comentamos.

5:11 p.m.  
Blogger Mr.G said...

me gusto la pelicula
a Danny Boyle, lo encuentro un gran director
lo mas notable para mi es Trainspotting

12:43 p.m.  
Blogger maks said...

Shallow Graves... esa hay que ver!

7:18 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home

Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters