sábado, enero 07, 2006

House of Flying Daggers - review

Todos me decían que esta película era igual a El Tigre y el Dragon o a Heroe. Pero es como decir que Buenos Muchachos es igual a El Padrino, o que Loco por Mary es igual a Ace Ventura. Sí, son del mismo genero, pero son completamente distintas. Lo que pasa es que no estamos acostumbrados a ver ese tipo de películas, porque llega una al años. Es como decir, sin ser peyorativo, que todos los chinos son iguales... porque no los vemos muy seguidos y nos cuesta diferenciarlos.

Mientras El Tigre... relataba la relación maestro-aprendiz, y Heroe nos mostraba el nacimiento de una nación, ésta película es la clásica historia de amor entre personajes de bandos opuestos. Shakespeare Hongkonés.

Pero dejándo a un lado la trama, los personajes y la intriga (que están muy bien desarrollados), los elementos visuales de por sí valen la pena: campos de nieve, bosques de bambú, montañas de hojas, conforman el paisaje que sirve de escenario a espectaculares coreografias de artes marciales. Yimou Zhang deja que la cámara capte el espectaculo de acuerdo a los postulados de Fred Astaire, que para apreciar la coreografía hay que ver el cuerpo completo en movimiento.

Es un placer ver por tercera vez a Ziyi Zhang (que a pesar de haber aparecido en varias peliculas de Kung Fu como Heroe y El Tigre y el Dragon, no está entrenada en artes marciales, por lo que utiliza movimientos de danza en sus escenas) moverse al ritmo de la música mientras se defiende de cientos de soldados que descienden por arboles de bambú lanzando flechas a su alrededor.

Andy Lau (Infernal Affairs) interpreta a Leo, un capitan de policia de la declinante dinastía Tang de China. Con su compañero Jin (Takeshi Kaneshiro) es forzado a pelear contra una sociedad secreta: Las Dagas Voladoras, dedicados a derrocar al gobierno imperante. Ambos descubren y atrapan a Mei (Zhang Ziyi), uno de los agentes más peligrosos de la Dagas, dando pie a un triangulo amoroso cargado de dobles y triples traiciones, donde nada es lo que parece.

La cinta es tan agradable de ver y escuchar que, como con ciertas operas, la historia es secundaria, sirviendonos como nexo para llegar de una espectacular escena a otra. Pero al final ¿no es eso lo que hace una buena película?

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Your website has a useful information for beginners like me.
»

8:35 a.m.  

Publicar un comentario

<< Home

Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters